sábado, 28 de mayo de 2011

tango en la epoca de 1930 que refleja la risis economica y social en Argentina

"Al mundo le falta un tornillo" de José María Aguilar y Enrique Cadícamo
"Todo el mundo está en la estufa, 
Triste, amargao y sin garufa, 
neurasténico y cortao... 
Se acabaron los robustos, 
si hasta yo, que daba gusto, 
¡cuatro kilos he bajao! 
Hoy no hay guita ni de asalto 
y el puchero está tan alto 
que hay que usar el trampolín. 
Si habrá crisis, bronca y hambre, 
que el que compra diez de fiambre 
hoy se morfa hasta el piolín. 

Hoy se vive de prepo 
y se duerme apurao. 
Y la chiva hasta a Cristo 
se la han afeitao... 
Hoy se lleva a empeñar 
al amigo más fiel, 
nadie invita a morfar... 
todo el mundo en el riel. 
Al mundo le falta un tornillo 
que venga un mecánico... 
¿Pa' qué, che viejo? 
Pa' ver si lo puede arreglar. 

¿Qué sucede?... ¡mama mía! 
Se cayó la estantería 
o San Pedro abrió el portón. 
La creación anda a las piñas 
y de pura arrebatiña 
apoliya sin colchón. 
El ladrón es hoy decente 
a la fuerza se ha hecho gente, 
va no encuentra a quién robar. 
Y el honrao se ha vuelto chorro 
porque en su fiebre de ahorro 
él se “afana” por guardar. 
Al mundo le falta un tornillo, 
que venga un mecánico. 
pa' ver si lo puede arreglar" 


Enrique Santos Discépolo 
 
Cuando la suerte qu'es grela 
fayando y fayando 
te largue parao... 
Cuando estés bien en la vía, 
sin rumbo, desesperao... 
Cuando no tengas ni fe, 
ni yerba de ayer 
secándose al sol... 

Cuando rajés los tamangos 
buscando ese mango 
que te haga morfar... 
La indiferencia del mundo 
que es sordo y es mudo 
recién sentirás. 

Verás que todo es mentira, 
verás que nada es amor, 
que al mundo nada le importa. 
¡Yira!...¡Yira! 
Aunque te quiebre la vida 
aunque te muerda un dolor, 
no esperes nunca una ayuda, 
ni una mano, ni un favor. 

Cuando estén secas las pilas 
de todos los timbres 
que vos apretás, 
buscando un pecho fraterno 
para morir abrazao... 
Cuando te dejen tirao, 
después de cinchar, 
lo mismo que a mí... 
Cuando manyés que a tu lado 
se prueban la ropa 
que vas a dejar... 
te acordarás de este otario 
que un día, cansado, 
se puso a ladrar." 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Seguidores